comidatipica.org
>

Platos, comidas y bebidas populares en USA

La alimentación estadounidense forma parte de una fusión enriquecida con la cultura gastronómica de distintos países. Los platos de Asía, Europa, África, la comida autóctona del indígena estadounidense y las más arraigadas costumbres ganaderas del país hacen suma para dar por resultado la cocina típica del hombre norteamericano. 
Esta fusión de diversas etnias y su profunda huella en el país se evidencian en sus dos platos “nacionales” más importantes, la hamburguesa y el hot dog, traído por los inmigrantes alemanes. Que es, incluso un icono de la cultura estadounidense. La popular comida rápida de Estados Unidos es la comida más consumida por sus ciudadanos y está caracterizada por su sencilla preparación y su alto valor calórico.
Pero los Estados Unidos es un país muy grande y hay muchas personas con gustos distintos y antojos diferentes. Por eso hay variedad de opciones para cada quien y cada cual en todos los momentos y épocas del año. Un hot dog es un alimento distintivo y perfecto en un partido de Los Medias Rojas, pero no es el adecuado para cerrar un negocio multimillonario.
La comida rápida es variada en el país; donde hay franquicias de comida tailandesa, china, hindú, latina, africana, la comida Tex Mex (que es parte de la mezcla entre la cultura amerindia y la española y mexicana), entre otras multitudes de opciones. Las cadenas más grandes de restaurantes de este tipo de comida son originarias de esta nación donde sus mayores consumidores son ellos mismos.  Sin embargo, no resta importancia a las tradiciones culinarias de los puntos cardinales de la patria norteamericana. Por la costa este es popular el consumo de pescados y mariscos, en el que es famoso el cangrejo azul de Meryland extraído de la bahía de Cheseapeake y la preparación de la langosta de Maine. Por otro lado, el medio oeste tiene un rico menú en carnes: costillas de buey a la parrilla y las magníficas preparaciones de pollos son deleite y más si van acompañados con raciones de mazorcas bañadas en salsa a base de manzanas. La región de Louisiana tiene una influencia de Francia y Canadá que no se puede pasar por alto, heredadas de la aristocracia que se desenvolvían en esta zona. Y entre la arraigada comida autóctona el pavo, el maíz (como en el resto de América), las habas y las papas son de uso común; aun siendo acompañantes en un sándwich, ensaladas o las exquisitas barbacoas.  Posiblemente el pollo frito del sur sea famoso en todo el mundo y se considera un plato culinario de valor, junto al puré de papas, los tomates verdes fritos coronados con la tarta de queso que son tradicionales y hacen a la cocina del sur la más amada del país.
En general las comidas en los Estados Unidos son copiosas, divinas e hipercalóricas.

La alimentación estadounidense forma parte de una fusión enriquecida con la cultura gastronómica de distintos países. Los platos de Asía, Europa, África, la comida autóctona del indígena estadounidense y las más arraigadas costumbres ganaderas del país hacen suma para dar por resultado la cocina típica del hombre norteamericano. 

Esta fusión de diversas etnias y su profunda huella en el país se evidencian en sus dos platos “nacionales” más importantes, la hamburguesa y el hot dog, traído por los inmigrantes alemanes. Que es, incluso un icono de la cultura estadounidense. La popular comida rápida de Estados Unidos es la comida más consumida por sus ciudadanos y está caracterizada por su sencilla preparación y su alto valor calórico.

Pero los Estados Unidos es un país muy grande y hay muchas personas con gustos distintos y antojos diferentes. Por eso hay variedad de opciones para cada quien y cada cual en todos los momentos y épocas del año. Un hot dog es un alimento distintivo y perfecto en un partido de Los Medias Rojas, pero no es el adecuado para cerrar un negocio multimillonario.

La comida rápida es variada en el país; donde hay franquicias de comida tailandesa, china, hindú, latina, africana, la comida Tex Mex (que es parte de la mezcla entre la cultura amerindia y la española y mexicana), entre otras multitudes de opciones. Las cadenas más grandes de restaurantes de este tipo de comida son originarias de esta nación donde sus mayores consumidores son ellos mismos.  Sin embargo, no resta importancia a las tradiciones culinarias de los puntos cardinales de la patria norteamericana. Por la costa este es popular el consumo de pescados y mariscos, en el que es famoso el cangrejo azul de Meryland extraído de la bahía de Cheseapeake y la preparación de la langosta de Maine. Por otro lado, el medio oeste tiene un rico menú en carnes: costillas de buey a la parrilla y las magníficas preparaciones de pollos son deleite y más si van acompañados con raciones de mazorcas bañadas en salsa a base de manzanas. La región de Louisiana tiene una influencia de Francia y Canadá que no se puede pasar por alto, heredadas de la aristocracia que se desenvolvían en esta zona. Y entre la arraigada comida autóctona el pavo, el maíz (como en el resto de América), las habas y las papas son de uso común; aun siendo acompañantes en un sándwich, ensaladas o las exquisitas barbacoas.  Posiblemente el pollo frito del sur sea famoso en todo el mundo y se considera un plato culinario de valor, junto al puré de papas, los tomates verdes fritos coronados con la tarta de queso que son tradicionales y hacen a la cocina del sur la más amada del país.

En general las comidas en los Estados Unidos son copiosas, divinas e hipercalóricas.

Fotos de los platos de Estados Unidos

Platos, comidas y bebidas populares en USA
Platos, comidas y bebidas populares en USA

 

Hamburguesas

Cumpliendo ya con más de un siglo de existencia, la hamburguesa es una combinación simple entre pan y carne de res, estos dos fueron los elementos que conformaron la primera versión de esta receta. Su popularidad en Estados Unidos es tan grande que la ha convertido en uno de los platos gastronómicos más representativo en el consumo diario de los norteamericanos. Su origen aún sigue siendo algo dudoso, sin embargo, hay quienes afirman que la primera vez que se envolvió carne entre dos trozos de pan haya sido posiblemente en Europa, específicamente en Hamburgo, Alemania, a finales del siglo XIX y comenzando el siglo XX. Es posible que sea allí donde se origina su nombre, logrando instalarse como tradición en Estados Unidos gracias a la migración. Por otro lado, una de las cosas que caracteriza a la hamburguesa es que, el pan utilizado para cubrir su relleno es de forma redonda y que se le conoce como comida rápida. Por la sencillez de su preparación, simplificando, además, su pronta propagación por parte de numerosas cadenas o franquicias en todos los continentes del planeta. 
Gracias a su consumo, muchos de los ciudadanos americanos encuentran en la hamburguesa una muy buena manera de restaurar energías después de un arduo trabajo por sus altos niveles de contenido proteico, sobre todo en aquellas que contienen grandes cantidades de calorías. También se pueden apreciar actualmente en sus muchas versiones de ingredientes, donde suelen cambiarse el tipo de carne. También son añadidos queso amarillo, hoja de lechuga, aros de cebolla, rodajas de tomates y los distintos tipos de salsas preferidos por el que la consume; aclarando de esta forma que la hamburguesa es además una receta libre que permite su modificación dependiendo de la zona o región que la prepara. Sin eliminar, por su puesto, sus ingredientes principales: el pan y la carne. 

Cumpliendo ya con más de un siglo de existencia, la hamburguesa es una combinación simple entre pan y carne de res, estos dos fueron los elementos que conformaron la primera versión de esta receta. Su popularidad en Estados Unidos es tan grande que la ha convertido en uno de los platos gastronómicos más representativo en el consumo diario de los norteamericanos. Su origen aún sigue siendo algo dudoso, sin embargo, hay quienes afirman que la primera vez que se envolvió carne entre dos trozos de pan haya sido posiblemente en Europa, específicamente en Hamburgo, Alemania, a finales del siglo XIX y comenzando el siglo XX. Es posible que sea allí donde se origina su nombre, logrando instalarse como tradición en Estados Unidos gracias a la migración. Por otro lado, una de las cosas que caracteriza a la hamburguesa es que, el pan utilizado para cubrir su relleno es de forma redonda y que se le conoce como comida rápida. Por la sencillez de su preparación, simplificando, además, su pronta propagación por parte de numerosas cadenas o franquicias en todos los continentes del planeta. 

Gracias a su consumo, muchos de los ciudadanos americanos encuentran en la hamburguesa una muy buena manera de restaurar energías después de un arduo trabajo por sus altos niveles de contenido proteico, sobre todo en aquellas que contienen grandes cantidades de calorías. También se pueden apreciar actualmente en sus muchas versiones de ingredientes, donde suelen cambiarse el tipo de carne. También son añadidos queso amarillo, hoja de lechuga, aros de cebolla, rodajas de tomates y los distintos tipos de salsas preferidos por el que la consume; aclarando de esta forma que la hamburguesa es además una receta libre que permite su modificación dependiendo de la zona o región que la prepara. Sin eliminar, por su puesto, sus ingredientes principales: el pan y la carne. 

Hot Dogs

Se puede decir con toda seguridad que, el llamado “Hot Dog”, a pesar de no tener el mismo número de ventas que las hamburguesas, se trata de un típico aperitivo que tiene el mismo nivel de aceptación dentro de los Estados Unidos, y se sitúa como un alimento predilecto por todos sus ciudadanos. De hecho, seguramente se trate del platillo más valorado en la cultura del día a día del norteamericano. Tanto es así que, en cualquier espacio se pueden apreciar los famosos carritos que los promocionan, ya sea en el parque, en un evento deportivo, un evento social o cualquier otro momento y lugar. Dicho de otra manera, se trata de la comida que a los ciudadanos estadounidenses les encanta comer. Esta representación gastronómica, de tan sencilla apariencia por la introducción de una salchicha en un pan, tiene un origen que se ha visto disputado. Por un lado, se sabe que, la proveniencia de la salchicha es europea, haciendo sus primeras apariciones en el viejo continente; pero en cuanto al resto se refiere, todo ha sido proporcionado al estilo norteamericano. Existe una historia que señala que fue un carnicero alemán, quien durante un partido de béisbol se propuso a venderlos. 
Curiosamente, la palabra “hot dog” fue proporcionada por primera vez a causa de una caricatura publicada en el 1882, en un artículo del periódico de New Jersey, en donde se describía a una perro salchicha, siendo el relleno de un pan vendido en uno de los carros de comida. La respetada preparación de estos “hot dogs” (perros calientes), se identifica al hervir la salchicha en vez de implementar cualquier otro método de preparación, como el de freír. Ya que es considerado por muchos como una profanación.  

Se puede decir con toda seguridad que, el llamado “Hot Dog”, a pesar de no tener el mismo número de ventas que las hamburguesas, se trata de un típico aperitivo que tiene el mismo nivel de aceptación dentro de los Estados Unidos, y se sitúa como un alimento predilecto por todos sus ciudadanos. De hecho, seguramente se trate del platillo más valorado en la cultura del día a día del norteamericano. Tanto es así que, en cualquier espacio se pueden apreciar los famosos carritos que los promocionan, ya sea en el parque, en un evento deportivo, un evento social o cualquier otro momento y lugar. Dicho de otra manera, se trata de la comida que a los ciudadanos estadounidenses les encanta comer. Esta representación gastronómica, de tan sencilla apariencia por la introducción de una salchicha en un pan, tiene un origen que se ha visto disputado. Por un lado, se sabe que, la proveniencia de la salchicha es europea, haciendo sus primeras apariciones en el viejo continente; pero en cuanto al resto se refiere, todo ha sido proporcionado al estilo norteamericano. Existe una historia que señala que fue un carnicero alemán, quien durante un partido de béisbol se propuso a venderlos. 

Curiosamente, la palabra “hot dog” fue proporcionada por primera vez a causa de una caricatura publicada en el 1882, en un artículo del periódico de New Jersey, en donde se describía a una perro salchicha, siendo el relleno de un pan vendido en uno de los carros de comida. La respetada preparación de estos “hot dogs” (perros calientes), se identifica al hervir la salchicha en vez de implementar cualquier otro método de preparación, como el de freír. Ya que es considerado por muchos como una profanación.  

Costillas de cerdo

Las tradicionales “costillas de cerdo” comienzan su trayectoria a mediados del siglo XVIII; dentro de los límites de Virginia, en los Estados Unidos de América. Es un hecho resaltante la importancia que tiene la preparación de este platillo dentro de la gastronomía norteamericana, ya que desde siempre fue considerada una actividad con fines sociales, reuniendo a toda la familia y amigos en general. Fue así como logró ganar rápidamente popularidad ya que el simple hecho de hacer una parrillada te colocaba en un status social superior si eras capaz de realizarlo.
Aunque a nivel histórico el hombre ya cocinaba desde tiempos primitivos carne a la brasa, dejándolas en su cocción hasta que ésta se volviera blanda, no fue sino hasta sólo dos siglos atrás que se comenzó a utilizar la técnica que conocemos hoy en día como Barbecue, dónde se destaca de igual manera la colocación de las costillas de cerdo montada a la parrilla y utilizando carbón a fuego lento y a tiempo prolongado, con la diferencia de que se le añade la llamada salsa BBQ (salsa especial de tipo agridulce). Resaltando, además, la técnica para asar la carne, que le da un sabor a ahumado. 
Barbecue, Barbeque, BBQ o Barbacoa. Como vemos, a pesar de que este provenga de los Estados Unidos, su nombre poco tiene que ver con su idioma. Existe la posibilidad, como algunos mencionan, de que provenga de la lengua francesa: “barbe á queue”, que a la traducción es: “de la barba a la cola”, suponiendo el hecho de que acostumbraban cocinar a cualquier animal de forma completa, descuartizándolos para luego servirlo en todos los banquetes. Por otro lado, los primeros servicios comercializados del asado de costillas de cerdo, por parte de los restaurantes en sus primeras versiones, se produjeron a mediados del siglo XIX. Curiosamente, este es un platillo que se ha utilizado para la realización de juegos, que consistían, por ejemplo, en ver quien comía más de este asado sin morir en el intento. 
Los ingredientes de esta preparación son: Carne de cerdo, azúcar morena, salsa de ají picante, salsa de soya, salsa inglesa, un poco de ron, miel, dientes de ajo, kétchup, mostaza, pimentón y pimienta negra.

Las tradicionales “costillas de cerdo” comienzan su trayectoria a mediados del siglo XVIII; dentro de los límites de Virginia, en los Estados Unidos de América. Es un hecho resaltante la importancia que tiene la preparación de este platillo dentro de la gastronomía norteamericana, ya que desde siempre fue considerada una actividad con fines sociales, reuniendo a toda la familia y amigos en general. Fue así como logró ganar rápidamente popularidad ya que el simple hecho de hacer una parrillada te colocaba en un status social superior si eras capaz de realizarlo.

Aunque a nivel histórico el hombre ya cocinaba desde tiempos primitivos carne a la brasa, dejándolas en su cocción hasta que ésta se volviera blanda, no fue sino hasta sólo dos siglos atrás que se comenzó a utilizar la técnica que conocemos hoy en día como Barbecue, dónde se destaca de igual manera la colocación de las costillas de cerdo montada a la parrilla y utilizando carbón a fuego lento y a tiempo prolongado, con la diferencia de que se le añade la llamada salsa BBQ (salsa especial de tipo agridulce). Resaltando, además, la técnica para asar la carne, que le da un sabor a ahumado. 

Barbecue, Barbeque, BBQ o Barbacoa. Como vemos, a pesar de que este provenga de los Estados Unidos, su nombre poco tiene que ver con su idioma. Existe la posibilidad, como algunos mencionan, de que provenga de la lengua francesa: “barbe á queue”, que a la traducción es: “de la barba a la cola”, suponiendo el hecho de que acostumbraban cocinar a cualquier animal de forma completa, descuartizándolos para luego servirlo en todos los banquetes. Por otro lado, los primeros servicios comercializados del asado de costillas de cerdo, por parte de los restaurantes en sus primeras versiones, se produjeron a mediados del siglo XIX. Curiosamente, este es un platillo que se ha utilizado para la realización de juegos, que consistían, por ejemplo, en ver quien comía más de este asado sin morir en el intento. 

Los ingredientes de esta preparación son: Carne de cerdo, azúcar morena, salsa de ají picante, salsa de soya, salsa inglesa, un poco de ron, miel, dientes de ajo, kétchup, mostaza, pimentón y pimienta negra.

Aros de cebolla

Consigue una cebolla grande, un poco de harina de trigo, pan rallado, un vaso de leche, levadura y un huevo, sal, pimienta negra molida y el aceite para freír y estarás a sólo un paso de comenzar a preparar tus propios crujientes y deliciosos aros de cebolla.
Los aros de cebolla entran en la categoría de comida rápida, como parte de la gastronomía representativa de los Estados Unidos, con un origen un tanto confuso, ya que no se tiene certeza de su procedencia. Lo que podemos mencionar es que es un platillo que también se puede disfrutar a nivel internacional ya que ha tenido un éxito considerable, no solo en los puestos de comida rápida sino incluso en restaurantes y posadas en diferentes países del planeta, como es el caso de Canadá por mencionar alguno. Aunque su procedencia la podemos suponer basándonos en una publicación hecha por una de las revistas más reconocida, el “New York Times”. Cuando para el año de 1933, se pudiera observar publicada el contenido de la receta de estos aros de cebolla. Aunque previamente, para los años veinte se pudo presenciar el reclamo de su origen por parte de los representantes de un restaurante llamado Pig Stand, afirmando que habían sido ellos los creadores de tan creativa formula. 
Nombrando una de sus características podemos mencionar que se trata de un platillo en que se añaden cortes transversales a una cebolla con el fin de conseguir la forma de un anillo o aro y lanzados a la sartén cubiertas de harina junto al resto de sus ingredientes. De allí su nombre.  Siendo, además, de un adictivo, o incluso tentativo para las personas que se pasean frente a los puestos de comida rápida. Su preparación es tan sencilla que la podrás realizar si así lo deseas, desde las comodidades de tu propia cocina. 

Consigue una cebolla grande, un poco de harina de trigo, pan rallado, un vaso de leche, levadura y un huevo, sal, pimienta negra molida y el aceite para freír y estarás a sólo un paso de comenzar a preparar tus propios crujientes y deliciosos aros de cebolla.

Los aros de cebolla entran en la categoría de comida rápida, como parte de la gastronomía representativa de los Estados Unidos, con un origen un tanto confuso, ya que no se tiene certeza de su procedencia. Lo que podemos mencionar es que es un platillo que también se puede disfrutar a nivel internacional ya que ha tenido un éxito considerable, no solo en los puestos de comida rápida sino incluso en restaurantes y posadas en diferentes países del planeta, como es el caso de Canadá por mencionar alguno. Aunque su procedencia la podemos suponer basándonos en una publicación hecha por una de las revistas más reconocida, el “New York Times”. Cuando para el año de 1933, se pudiera observar publicada el contenido de la receta de estos aros de cebolla. Aunque previamente, para los años veinte se pudo presenciar el reclamo de su origen por parte de los representantes de un restaurante llamado Pig Stand, afirmando que habían sido ellos los creadores de tan creativa formula. 

Nombrando una de sus características podemos mencionar que se trata de un platillo en que se añaden cortes transversales a una cebolla con el fin de conseguir la forma de un anillo o aro y lanzados a la sartén cubiertas de harina junto al resto de sus ingredientes. De allí su nombre.  Siendo, además, de un adictivo, o incluso tentativo para las personas que se pasean frente a los puestos de comida rápida. Su preparación es tan sencilla que la podrás realizar si así lo deseas, desde las comodidades de tu propia cocina. 

Tarta de cereza

La tarta de cereza o “Cherry Pie” (como se conoce comúnmente en su lugar de origen), es uno de los dulces gastronómicos típicos de los postres americanos, y suele disfrutarse en toda su expresión y a cualquier hora del día, sobre todo durante la festividad del 4 de Julio, momento ideal para aprovechar de la mejor temporada de cosecha de su ingrediente principal, la cereza. Aunque su consumo muy bien puede ser a lo largo de todo el año, y también durante el 20 de febrero, cuando es festejado el Día Nacional del Cherry Pie. Esta es una receta milenaria que proviene de los colonos ingleses que llegaron a la América del norte. Curiosamente, al principio no se comía la masa que cubre al dulce durante su cocción y que le da una textura crujiente.
Para la elaboración de una Tarta de Cereza, lo primero será elaborar una masa, los ingredientes a utilizar son: huevos, sal, mantequilla fría y azúcar. Éste último será opcional, debido a que el relleno ya posee en gran cantidad. Además, necesitarás los ingredientes de relleno, es decir, todo lo que tiene que ver con las cerezas, azúcar, algunas manzanas rojas y zumo de limón, también necesitaras harina de maíz, sal, agua, canela y para pintar la capa, un huevo. Pero lo que caracteriza a esta deliciosa tarta de otras, es la masa quebrada en forma de tiras dulce que cubre por encima a la tarta de cereza, a diferencia con su similar, la tarta de manzana, que es envuelta por completo. 

La tarta de cereza o “Cherry Pie” (como se conoce comúnmente en su lugar de origen), es uno de los dulces gastronómicos típicos de los postres americanos, y suele disfrutarse en toda su expresión y a cualquier hora del día, sobre todo durante la festividad del 4 de Julio, momento ideal para aprovechar de la mejor temporada de cosecha de su ingrediente principal, la cereza. Aunque su consumo muy bien puede ser a lo largo de todo el año, y también durante el 20 de febrero, cuando es festejado el Día Nacional del Cherry Pie. Esta es una receta milenaria que proviene de los colonos ingleses que llegaron a la América del norte. Curiosamente, al principio no se comía la masa que cubre al dulce durante su cocción y que le da una textura crujiente.

Para la elaboración de una Tarta de Cereza, lo primero será elaborar una masa, los ingredientes a utilizar son: huevos, sal, mantequilla fría y azúcar. Éste último será opcional, debido a que el relleno ya posee en gran cantidad. Además, necesitarás los ingredientes de relleno, es decir, todo lo que tiene que ver con las cerezas, azúcar, algunas manzanas rojas y zumo de limón, también necesitaras harina de maíz, sal, agua, canela y para pintar la capa, un huevo. Pero lo que caracteriza a esta deliciosa tarta de otras, es la masa quebrada en forma de tiras dulce que cubre por encima a la tarta de cereza, a diferencia con su similar, la tarta de manzana, que es envuelta por completo. 


Dejar un comentario

Introduce el código que aparece a continuación:


Enviar

América

Asia

África

Europa

Oceanía